Historias desde Punta de Maisí, el extremo más oriental de Cuba

Historias desde Punta de Maisí, el extremo más oriental de Cuba

Punta de Maisí es una de las localidades que fueron arrasadas por el huracán Matthew. Desde el punto más oriental de la isla se conoce que solo quedaron unas 10 casas en pie del total de viviendas de la localidad. Y también que las iglesias resultaron afectadas en su totalidad.

Con una población aproximada de 1700 personas, la mayoría de ellos fueron a buscar refugios a cuevas de la localidad, las cuales brindaron albergue temporal y protección contra los fuertes vientos y lluvias. Una gran parte de los pobladores son jóvenes, los cuales auxiliaron a tres personas encamadas, otras tres con parálisis neurológica y a los adultos mayores del poblado.

 la-casa-del-medico-de-la-familia-es-centro-de-constantes-visitas

Allí ha vivido sus 92 años Herminia, una anciana que impresionada por la magnitud del huracán, expresó que nunca antes había visto algo como esto, y que espera, ya a esa edad, no tener que volverlo a ver. Las tres casas en las que viven ella, sus hijos y el resto de su familia, quedaron totalmente devastadas.

Desde hace varios días el médico y pastores del lugar colaboran con el Comité de Emergencia del CIC para la respuesta al desastre, recopilando la información sobre los daños y atendiendo las necesidades de los vecinos.

cocotero-jimagua

En esta localidad, un aspecto que llama la atención es un cocotero “jimagua” que es muy conocido por su sui generis aspecto, único en la zona. A pesar de ser de apariencia más frágil que otras plantas, todas las de aspecto más robusto fueron derribadas por los vientos, mientras que esta ha quedado intacta y de pie en medio de la destrucción. Para muchos el hecho de que la más débil sobreviviera y que todavía se mantenga firme, constituye una clara señal de esperanza en medio de la adversidad.

Por Aymara Cepeda

About the Author

Comunicaciones CIC administrator

Leave a Reply

Solve : *
24 − 11 =